…Y LE LLEGÓ SU HORA A ELECTROLUX.

14/4/2009 Todo apunta a que va a cerrar esta “mítica” fábrica complutense.

Electrolux, que el pasado año indicó que recortará 3.000 empleos, alrededor del 5% de su plantilla en todo el mundo, para hacer frente a la caída de la demanda, anunció que llevará a cabo un ANÁLISIS DE VIABILIDAD DE LA FÁBRICA de lavadoras que posee en Alcalá de Henares (Madrid), en la que trabajan alrededor de medio millar de personas de forma directa (450) y otras 1.500 de forma indirecta. Como ya comentamos en varios artículos, el cierre de Electrolux, junto con el de Roca (que parece que de momento se ha ralentizado), pueden suponer un punto de inflexión sobre la economía de Alcalá de Henares en particular y de todo el Corredor en general, máxime cuando a estos cierres se les pueden unir el de otras factorías de la zona como Bosch.

Dicha investigación “tiene por objeto examinar la capacidad que podría tener esta planta para alcanzar niveles aceptables de rentabilidad que hagan viable la continuidad de la producción o si, por el contrario y a la luz de los negativos datos de los últimos años, debería procederse a su cierre”, indicó la empresa.


La multinacional escandinava apuntó que los resultados de esta investigación podrían estar listos en el segundo trimestre de 2009. Electrolux explicó que, desde el año 2007, el sector de los electrodomésticos a nivel europeo ha sufrido una profunda e inesperada caída, que ha supuesto la reducción de la producción de la mayoría de los fabricantes.


Los principales mercados a los que va destinada la gran mayoría de la producción de la planta de Alcalá de Henares (España, Reino Unido y Francia, entre otros) han reducido su demanda, afectada por el descenso de la libra, la caída del mercado español y la fuerte presión en precios que, en muchas ocasiones, supone una importante barrera de entrada.


CCOO y UGT se han reunido con el Secretario General de Industria, Jesús Candil, al que manifestaron que este caso es un caso especial debido a que el grupo Electrolux ha recibido subvenciones públicas para garantizar su viabilidad.

11-M: CONTRA EL OLVIDO INSTITUCIONAL. Reflexiones de Jesús Domínguez



Desde que en 2006 publiqué la carta que se puede leer más abajo NADA HA CAMBIADO, al revés, las cosas van a peor, ya que el OLVIDO INSTITUCIONAL que se ha realizado este año apunta hacia un plan perfectamente programado para intentar “borrar” de nuestra memoria este doloroso suceso. Ya se sabe corren tiempos de integración, multiculturalidad, tolerancia, fomento de “la diference” (sobre todo si viene de África), etc, y claro, el recordar que hace nada unos moros intentaron asesinar al mayor número de personas inocentes posibles en situación de comleta indefensión, no cuadra con el talante imperante, por aquello de que pude “herir sensibilidades“. Particularmente sigo sin tener claro quien planeó y ordenó los atentados, y por desgracia, creo que no lo sabremos hasta dentro de 50 ó 100 años… si Dios quiere.
…y decíamos ayer… Desde hace dos años no hay día en que al llegar a la estación de tren no me venga a la memoria algún tipo de recuerdo del 11-M. Nunca podré dejar de reprocharme el no haber llamado a la policía para comentarles que una semana antes vi una furgoneta en una actitud muy sospechosa, o que el día de antes estuve entre las siete y las ocho de la mañana en la puerta de la estación viendo a todo el mundo que entraba mientras repartía propaganda electoral, y saludando a muchos…a algunas de las personas que les di los buenos días no las volvería a ver con vida jamás.
Sin duda alguna, Alcalá fue una de las ciudades más castigadas y más olvidadas en los recordatorios y conmemoraciones de las víctimas. Además, desde ese mismo día empezó la avalancha informativa y desinformativa. Desde un punto de vista alcalaíno, uno se queda perplejo con afirmaciones aparecidas en los medios de comunicación como las siguientes: “…un pueblo de la Comunidad de Madrid, Alcalá de Henares, no había visto nunca una manifestación tan grande…”, “…en el tren iban los obreros a trabajar…”, “…Santa Eugenia, la ciudad que nunca podrá volver a despertarse igual tras la tragedia de hoy…”, “…la tragedia ha golpeado Santa Eugenia, en el corazón del cinturón industrial de Madrid…”, “…los trenes iban llenos de inmigrantes y de obreros que utilizan el transporte público porque no se pueden permitir ir en coche…”
Un observador neutral, que no conozca el terreno y que haya estado atento a las noticias acontecidas con la tragedia y que se han sucedido desde hace dos años se habrá hecho una idea de los acontecimientos:
Que los alrededores de Madrid está rodeada de un cinturón de industria pesada (tipo altos hornos de Bilbao).
Que a estas industrias van todas las mañanas masas de trabajadores con el casco puesto y todo, como si se tratase de una estampa minera asturiana típica.
Que Santa Eugenia es una ciudad tipo alrededores de Londres siglo XVIII en plena revolución industrial.
Que solo murieron personas de Santa Eugenia, y que esta ciudad lleva de luto desde aquel fatídico día. Que hay un pueblecito en Madrid que se llama Alcalá,
Que en este pueblo hay un apeadero de tren y que es desde el que salieron las bombas.
En el plano político tampoco se ha hilado muy fino, y han quedado para la posteridad toda una serie de “perlas” dichas por unos y otros, desde el negar per se la implicación de islamistas en los atentados por el ex-ministro Acebes, hasta el respaldo del PSOE a los que afirmaron que se habían descubierto los restos de suicidas inmolados en los trenes.
Lo cierto es que aparentemente nadie de los que ha hablado parece haber estado muy bien informado:
Los trenes iban llenos de todo tipo de personas, inmigrantes y españoles, ya que el tren es un medio elegido por muchos no solo por que sea más barato que otros medios de transporte, si no por que es rápido y mediante su utilización uno se evita el atasco de entrada a Madrid; y de todo tipo de categoría laboral, pues lo cierto es que si algún enterado de estos coge el tren alguna vez a estas horas verá que se ven tantas chaquetas y corbatas como monos de trabajo; la desgracia se cebó por igual en todas las ciudades del corredor del Henares, sobre todo en las más grandes Santa Eugenia, Coslada, San Fernando, Torrejón, Azuqueca…y Alcalá de Henares, que por cierto no es ningún pueblo, si no que es la tercera ciudad con más habitantes de la Comunidad de Madrid y la única con una universidad que lleve su nombre. Alcalá fue una de las ciudades más afectadas y raro es el barrio o círculo de amigos en el que no “tocó” ningún muerto o herido, y la verdad, es que no ha vuelto a ser la misma desde esa fecha, pese a que desde el Gobierno central y desde el Ayuntamiento se trata de que se olvide todo para no crispar los ánimos a la gente.
Sin duda alguna las bombas fueron puestas por marroquíes fanáticos, no por Aznar, quien no fue ningún “asesino”, al contrario que Mohamed VI, íntimo de Zapatero. Sin embargo a Aznar, y por extensiva al Partido Popular si podemos culparles de que se embarcasen en una guerra contra un país de mayoría musulmana…sin darse cuenta (o no queriendo darse cuenta) que nuestra puesta de abajo da a un país musulmán, y que esta puerta se abrió durante su mandato de par en par y sin ningún control sobre quien entraba. Esta argumentación de mayor control de las fronteras que ahora incluso sostiene el PSOE era tachada por aquellos entonces de ultraderechista y xenófoba, luego este argumento utilizado por la izquierda se me antoja hipócrita y falaz.
Mientras los políticos siguen enzarzados en sus catilinarias, los ciudadanos de a pié seguiremos esperando a que se haga justicia y a que todo el peso de la ley caiga sobre los responsables últimos de esta tragedia que cambió para siempre el ánimo de las ciudades del Corredor del Henares, y en especial la de Alcalá.
Jesús Domínguez

CONFERENCIA SOBRE LOS ESTUDIANTES PATRIOTAS ITALIANOS

Nuestro conferenciante expuso el entorno político de la juventud nacionalista italiana en la universidad y en la lucha por una vivienda en propiedad para los italianos.

Apoyandose en su experiencia vivida cursando un año de sus estudios universitarios en Italia en la que colaboró con los camaradas italianos, Luis nos tradujo varios videos de CasaPound y Blocco Studentesco y nos contó su experiencia desde dentro, analizando los puntos en lo que los jovenes socialpatriotas españoles más deberiamos de aprender.

La asistencia fue de unos 40 jovenes complutenses que se mostraron satisfechos con la actividad.



EN ALCALÁ LOS INMIGRANTES SON LOS “AMOS” DE LOS COLEGIOS

Lejos de fomentar la cultura, tradiciones, la lengua y los símbolos de unión que poseemos todos los españoles como nuestra bandera o el himno nacional, los pedagogos a sueldo de La Espe, se dedican a fomentar el rollito “MULTI-CULTU”, de “MESTIZAJE” y demás estereotipos mundialistas y globalizadores. Fomentan los símbolos y cultura de los países de origen de estas gentes, venidas de tierras no muy lejanas en algunos casos, haciendo caso omiso a las sugerencias que realizan numerosos padres acerca de la conveniencia de “ESPAÑOLIZAR” de la cabeza a los piés a estos chavales como modo de integración (respetando por supuesto sus culturas de origen) y de atajar los numerosos conflictos de inadaptación y marginalidad que se están generando en las aulas de nuestras ciudades debido a la llegada masiva de inmigrantes. Los bajos niveles educativos alcanzados (que se intentan ocultar) en los centros formativos de ciudades sobre-saturadas de inmigrantes como Alcalá lo dicen todo.
En Alcalá el tema vuelve a ser de auténtico escándalo. Como se puede apreciar claramente en la foto, tomada en un colegio de la ciudad complutense, se fomentan todo tipo de banderas, himnos, costumbres y demás en las aulas…¿TODAS?… NO, NO HAY NI UNA BANDERA ESPAÑOLA EN NINGÚN AULA (salvo honrosas excepciones) ni la más mínima mención al patriotismo. Luego se quejarán y se preguntarán como ha podido pasar aqúi cuando dentro de unos años suceda como en los barrios periféricos de París, donde a diario (pero en especial los fines de semana) arden decenas de coches de la mano de esta “segunda generación” de inmigrantes, que no sabrán si son de marruecos o de aquí, estén alienados con la sociedad, y que en definitiva se conviertan en un problema. Lo que demuestra esta foto es que VIENEN CON SUPERIORIDAD E IMPONIENDO SUS MANERAS, resulta curioso ver los carteles en árabe (ya se sabe, la lengua de AL-Andalus, del Islam, de la tolerancia, y bla bla bla -sarcasmo-) y sin embargo no se utiliza para nada la lengua rumana o rusa.