Elecciones francesas: Le Pen, la verdadera vencedora


Indiscutíblemente Francoise Hollande ha sido el candidato ganador de la segunda vuelta de las elecciones francesas, y por lo tanto será el futuro presidente de la república. Sin embargo, si realizamos un análisis más profundo, el verdadero vencedor de estas elecciones, ha sido el Frente Nacional de Marine Le Pen, quién ha obligado a introducir en el debate político de estas elecciones temas que hasta ahora habían sido tabú.

El debate electoral televisado entre Sarkozy y Hollande, fue algo más que un simple cara a cara, ya que fue la primera ocasión en que saltaban a la palestra política “prime time” temas como la identidad francesa, inmigración, la islamización de Europa, el velo, o la comida halal.

Tras el excelente resultado de Marine Le Pen, quién consiguió casi un 19% de los votos en la primera vuelta, ambos candidatos no han parado de hacer guiños al electorado del Frente Nacional de Le Pen, en especial, el candidato de la derecha, y actual presidente de Francia Nicolás Sarkozy. Sin embargo, la mayor parte de los votantes de Marine Le Pen han seguido la recomendación realizada por la líder del FN de votar en blanco o no votar, ya que apoyar tanto a una opción como a otra, significa apoyar a los responsables que han sumido a Europa en esta crisis, a quienes nos metieron irresponsablemente en el Euro y a quienes han propiciado que Europa tenga un problema demográfico de proporciones continentales.

Los analistas políticos que apostaban por un Sarkozy que arrastraría el voto patriota, identitario y anti-inmigración del Front National, han pecado de desconocimiento tanto del mensaje como del electorado de Le Pen. Sarkozy es el Presidente que ha acabado con la grandeur francesa al haber introducido sumisamente a Francia en la estructura militar de la OTAN. Sarkozy es el Presidente que ha seguido al pié de la letra la política exterior que le dictaba su mediático consejero neocon Bernard Henry Levy. Sarkozy es el Presidente que ha dejado vendidos a los territorios franceses de Norte-América (Saint-Pierre-et-Miquelon, San Pedro y Miguelón) frente a los intereses de Canadá y EE.UU. Sarkozy es el Presidente que ha insinuado que Francia pida “pardon” a Argelia por la guerra de independencia.

Además, Marine Le Pen lo ha dicho claramente: ella es la candidata anti-sistema, la candidata contra este sistema financiero ultraliberal y especulativo que se ha empeñado en despojar a los trabajadores europeos de sus derechos sociales, ella es en definitiva la candidata del pueblo francés, y no de sus élites económicas. Mientras que los asistentes a los mítines del Partido Socialista o del Partido Popular francés parecen ejecutivos de multinacionales o banca, los que acuden a los mítines del Frente Nacional son los trabajadores franceses (y europeos) que han visto como su nivel de vida y bienestar han ido mermando a la vez que se producía una llegada masiva de inmigración de fuera de Europa.

Es por todo esto, por lo que con la derrota de Sarkozy, se abre un nuevo camino entre la izquierda y la derecha, una senda de ilusión y de esperanza para quienes luchamos por una nueva Europa, la Europa de las naciones soberanas.


© España2000 - www.alcalainos.es

2 comentarios :

  1. Esperemos que esto sea el inicio para la gente como vosotros que estáis en política defendiendo a los Españoles y no a los bancos y a los inmigrantes.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. esto es lo que haría falta en España, una Le Pen que meta caña al PP y al PSOE para que se pongan las pilas

    ResponderEliminar