Legalización de Sortu y triunfo del chantaje etarra


Está finalizando el proceso de engaño diseñado por ETA, que fue aceptado por Rodríguez Zapatero en la negociación que realizó con la banda terrorista, y que se plasmó en una hoja de ruta que el gobierno de Mariano Rajoy no tiene ni fuerzas, ni convicciones para pararla.

Para entender el engaño de ETA, hay que entender que la organización terrorista no solo lo componen el grupo de pistoleros, sino que también forman parte de la organización criminal todo un entramado de partidos políticos, organizaciones sociales y culturales, así como un grupo no menos numeroso de empresas que abarcan diferentes sectores de la actividad económica.

Todo este entramado responde a un mismo objetivo que recoge perfectamente los estatutos de la recién legalizada Sortu, expresándolo del siguiente modo:

``La izquierda abertzale ha realizado un proceso de debate interno adoptando resoluciones políticas de carácter estratégico para el desarrollo de su proyecto independentista y socialista.´´

Sortu heredará sin duda los votos que en su día tuvo Herri Batasuna, Euskal Herritarok, Partido Comunista de las Tierras Vascas, Acción Internacionalista, Acción Nacionalista Vasca, Bildu y Amaiur, en una continuidad ininterrumpida de medios materiales, objetivos, votantes, y por supuesto mediante la eficaz gestión del miedo.

Todos estos fraudes al bien común de los españoles muestran la estrategia de ETA, pues tras el cambio de nombre de sus grupos, siguen escondiéndose las mismas personas y los mismos fines: un "proyecto independentista y socialista".

El cambio de estrategia de ETA supone su blanqueo, es decir, que lo que antes debían imponer mediante el asesinato y quedaba "feo", ahora lo impondrán mediante la ley utilizando la coacción de todos los elementos que el poder político tiene a su servicio. Si no gobiernan, no duden que la banda separatista volverá a asesinar. Por eso, no se disuelve ETA.

Por ponerles un ejemplo real de lo que supone ETA en las instituciones, y por tanto de la indefensión de la persona frente a una ETA en el poder. De 2003 a 2007 tuve el inmenso honor de ser concejal de Hernani, junto a un luchador nato y gran español ya fallecido, Pedro Gandásegui. En el salón de plenos se nos recibía con pancartas, y en algún caso con insultos y con gestos muy amenazantes.

El jefe de la Policía Municipal de Hernani era el marido de Nekane Erauskin, cabeza de lista del Partido Comunista de las Tierras Vascas por Guipúzcoa, que posteriormente fue detenida por la Guardia Civil en plena reunión con la cúpula de la ilegalizada Batasuna. Pues bien, ese policía municipal era el que en teoría nos debía defender de los votantes de su mujer, y les puedo asegurar que siempre pensé que, en caso de que en el Pleno se pusieran las cosas feas, a por el primero a por quien iría sería contra el único que iba armado, que era precisamente ese "benemérito" policía municipal.

No quiero pensar lo que puede suponer para el español honrado el que ETA controle no sólo la Policía Municipal de Hernani, sino que llegue a controlar a la Policía Autónoma, la Hacienda, las Cajas de Ahorro, la sanidad, la educación...

Hoy esta inmensa desgracia está muy cerca de que se produzca, y ello se lo tendremos que reclamar a los magistrados del Tribunal Constitucional, que han permitido la legalización de Sortu, y cuyos nombres ya han entrado a formar parte de la historia junto con el traidor obispo don Opas, y a unos políticos que tienen miedo a vivir conforme a la verdad y la justicia.

Ante la actual situación de crisis moral, causa de la profunda crisis que en todos los órdenes de la vida se ha desatado en España y en Europa, urge construir nuevas alternativas políticas, económicas y sociales donde el bien común sea el centro de todos los esfuerzos, donde la persona y su bien recuperen su justo protagonismo.

No hemos nacido para ser esclavos, para mal vivir con miedo, para ser serviles ante la injusticia, para mentir por miedo a las consecuencias de la verdad.

Hemos nacido españoles, es decir, libres, herederos de un gran pueblo que sabe reconocer la verdad, la justicia y la dignidad sagrada de la persona.

Es urgente ante ETA y la profunda crisis de nuestros dirigentes políticos, levantar una auténtica Renovación Española surgida de una sociedad que da el paso a dirigir su futuro, que no se resigna con lo mediocre y servil, sino que sabe que el futuro aún no está escrito, y que de nosotros depende que seamos quien lo escriba y no ETA y sus cómplices.



Juan de Dios Dávila es hermano del Tcol. D. Fidel Dávila Garijo asesinado junto a otros 6 compañeros el 21.06.93 (mañana hará 19 años de su asesinato). Exconcejal de Hernani por el PP. Presidente de la Fundación Unidad+Diversidad.

Fuente: http://www.libertaddigital.com/

No hay comentarios :

Publicar un comentario