Rumanos, ecuatorianos y marroquíes encabezan la comunidad inmigrante en la Comunidad de Madrid

La población inmigrante en la Comunidad de Madrid descendió un 0,7 por ciento en 2012, por lo que la mayoría de las nacionalidades descendieron en el padrón, salvo la china, que aumentó casi un 5 por ciento y ya se sitúa en la quinta nacionalidad extranjera más importante de la región. 

De esta forma, la Comunidad de Madrid cuenta a 1 de enero de 2013 con 1.000.108 extranjeros empadronados (no hay datos de la población extranjera que no está empadronada), que representan el 15,26 por ciento de la población total de la región. 

Así lo ha señalado este miércoles el consejero de Asuntos Sociales, Jesús Fermosel, en la presentación del Informe de Población Extranjera Empadronada en la región a 1 de enero de 2013, realizado por el Observatorio de Inmigración-Centro de Estudios y Datos de la Consejería que se basa en la información de los 179 municipios de Madrid. 

En el último año se observa una disminución de 47.066 personas, aunque la población extranjera empadronada se mantiene en el 15 por ciento. El techo de extranjeros en la región se alcanzó en enero de 2010, con 1,119 millones. Desde entonces ha descendido consecuencia de la crisis económica y también de otros factores. 

Entre estos factores destacan las nacionalizaciones. En los últimos 12 años, más de 800.000 personas han obtenido la nacionalidad española en el conjunto del país. De ellas, casi 250.000 han recibido la nacionalidad en la Comunidad, un tercio de ellos ecuatorianos. El año pasado se nacionalizaron en nuestra región 33.387 nuevos españoles (115.662 en toda España) que dejan de computar en la estadística de población extranjera empadronada. En 2011 hubo 30.732 nacionalizaciones en la región y 114.595 en toda España. 

El responsable regional de Asuntos Sociales ha reconocido que las nacionalizaciones pueden ser una razón del descenso, junto al hecho de que algunos inmigrantes han retornado a sus países de origen o su viaje a otros países de residencia, ante la situación económica y de empleo en el país. 

El consejero también ha destacado que uno de cada cuatro inmigrantes llegan a Madrid procedentes de otras regiones españolas porque la región es "una región atractiva para la inmigración". "Los países que se han hecho grandes son los que han acogido y han integrado la inmigración", ha dicho Pablo Gómez-Tavira, director general de Inmigración de la Comunidad. 


LOS MARROQUÍES SUBEN AL SEGUNDO PUESTO 

El Informe actual también arroja como nuevo dato el ascenso de la comunidad marroquí de la tercera a la segunda posición, con 87.077 personas (El 8,71 por ciento del total de extranjeros empadronados). 

La rumana continúa siendo la nacionalidad mayoritaria con 220.641 personas (El 22 por ciento del total). 

En este mismo orden, sigue la nacionalidad colombiana con 54.757 inmigrantes. A continuación, la china y la peruana se intercalan. La población china pasa a ocupar la quinta nacionalidad con mayor presencia, con 48.998 personas y la peruana la sexta, con 39.646 personas. Al respecto, Fermosel ha destacado que es la primera vez desde 2007, que la nacionalidad china está entre las cinco nacionalidades mayoritarias.

A continuación la población de origen boliviano con 39.643 inmigrantes (un 10% menos que el año pasado), la dominicana con 33.674, la búlgara con 30.872 y la paraguaya con 29.104. Los polacos pasan de 25.682 a 24.595 personas; los brasileños de 19.729 a 17.599 

Los filipinos ya son 13.000 en la región, un 2 por ciento más que en 2012. Los británicos son ya 10.602; los estadounidenses suben un 10 por ciento y se sitúan en 9.396; los mexicanos un 5 por ciento, hasta las 8.206 personas; y los hondureños alcanzan los 9.396 nacionales, un 10 por ciento más que en enero de 2012. 


LOS INMIGRANTES, EN EDAD ACTIVA PERO MUCHOS PARADOS 

En lo relacionado a la distribución por sexo, el 51,01 por ciento del millón de extranjeros en la región son mujeres y el 48,99 por ciento son hombres. Se caracterizan por ser una población joven con una media de edad de 32,7 años. El 92 por ciento de los inmigrantes tiene menos de 55 años. 

El 83 por ciento es población activa (frente al 64 por ciento de españoles), es decir que están en la franja comprendida entre 16 y 64 años. Sin embargo, el 33 por ciento está en paro

El informe también indica que los municipios con mayor población extranjera empadronada a enero de 2013 son Parla, con el 26,23 por ciento de su población, y Coslada, con el 23,92 por ciento. 

El 39,39 por ciento de la población inmigrante empadronada se ha decantado por vivir en las localidades de las coronas metropolitanas (un 0,89% más que en enero de 2012) y el 13,83 por ciento está ubicado en los municipios no metropolitanos (un 0,36% más). 

España2000 Alcalá de Henares - www.alcalainos.es

8 comentarios :

  1. Soy Español y me he tenido que ir a otro país a trabajar porque en España no hay trabajo para los Españoles.

    ResponderEliminar
  2. Evidentemente en España los españoles primero y es una pena que tengan que emigrar. Pero un polaco tiene el mismo derecho - como europeo que es - a emigrar como Pepitin, ¿o acaso Pepitin por ser español tiene derecho a emigrar a UK, y un polaco no puede hacer lo mismo a España? Mientras haya españoles en otros países europeos y España sea parte de la UE, ningún español tiene derecho a quejarse de la inmigración procedente de la UE. En cuanto a la inmigración ilegal, efectivamente habría que poner mano dura, pues la ley está para cumplirse.

    ResponderEliminar
  3. Ahora más que nunca , teneis toda la razón. Estoy seguro que si se van los más de seis millones de inmigrantes que hay en España se termina con el paro , con los problemas de salinad , problemas de educación y de vivienda , no entiendo como le dan vivienda a un inmigrante habiendo miles de españoles sin ella . Un saludo y sois el partido que gobernara en poco tiempo. También podriais meter en vuestro programa algo como cadena perpétua para los políticos corruptos , o algo parecido ,evidentemente todos los ciudadanos estariamos encantados con la medida , de lo contrario pareceriais uno mas y se trata de NI UNO MÁS .

    ResponderEliminar
  4. Un polaco puede emigrar a España y nadie le pide explicaciones. Ahora, eso es una cosa y otra muy diferente es que el mercado de trabajo de nuestro país no pueda recibir más trabajadores, y que incluso requiera que cierto número se vayan. Y si se tiene que ir alguien, los españoles deben ser los últimos. Eso no quiere decir que yo esté en contra de los inmigrantes y de los polacos en particular. De hecho me considero un eslavófilo y un admirador del movimiento patriótico identitario de Polonia, donde millones de personas llenaron en noviembre ciudades polacas para celebrar el día de su patria y quejarse de los burócratas de Bruselas(siendo la mani de Varsovia de más de un millón de personas). Igualmente fue de agradecer las 5.000 personas que salieron en febrero a las calles de Varsovia para reivindicar un Kosovo serbio. Por ello hermanos polacos sí, pero dentro de una España ordenada. No se puede estar entregando Rentas de Inserción hasta el infinito en un país que tras 6 años de crisis y sucesivos gobiernos del PSOE y PP, todavía carece de modelo productivo.

    De todas formas el número de polacos en España es anecdótico, no se trata de una inmigración masiva. Hay otras nacionalidades por las que habría que empezar a reducir su número. Pero no por motivos xenófobos y racistas que nos quieren achacar, si no por séntido común: existe un límite que franquearlo llevará al colapso de todo. Y quien avisa no es traidor.

    Miguel

    ResponderEliminar
  5. De todas formas como los rumanos pueden consentir que la U.E y su Gobierno de mierda, pueda impedirles trabajar en España cuando gente de fuera de la U.E se les permite. Vaya timo para os rumanos. Y vaya timo para los españoles que tienen que acoger a gente que no puede trabajar que tendrá que robar para comer. Si no hay trabajo, que ordenen los flujos migratorios según la demanda de nuestro mercado por este orden: primero españoles, luego europeos, luego países amigos de España y luego el resto. Ahora es al revés: Primero los súbditos de los países que tocan los cojones, luego el de los amigos, luegos los de Europa y por último los españoles.

    Fueran banda de los cuatro Ya!

    ResponderEliminar
  6. pues los ilegales que hay que no están registrados en Madrid por lo menos tienen que ser 350Mil por lo menos

    ResponderEliminar
  7. Es algo ridículo defender la libertad de que vengan los de fuera cuando en mi casa no tengo para dar de comer a los míos. La supervivencia y la dignidad de un pueblo están por encima de la libertad de unos pocos.

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar