Tres detenidos por el robo de 33 vehículos que se vendían en el mercado negro

Varios coches fueron robados en Alcalá y Camarma

La Guardia Civil ha detenido a tres personas, con edades comprendidas entre los 31 y los 46 años y residentes en localidades de Toledo y Guadalajara, acusadas de haber robado 33 turismos en las provincias de Guadalajara y Madrid para su posterior desguace y venta en el mercado negro.

El instituto armado informó de que esta intervención, denominada "Operación Puzzle", comenzó el 18 de enero cuando la Guardia Civil detectó la presencia de una furgoneta que estaba estacionada en una calle de Fontanar, en cuyo interior había varias piezas de vehículos en buen estado, como puertas, portones traseros, capós, faros o asientos.

Con el objetivo de determinar si las piezas procedían del robo de vehículos, se establecieron varios servicios en relación a la furgoneta, en los que participaron patrullas del Servicio de Seguridad Ciudadana y del Equipo de Policía Judicial de la Guardia Civil de Azuqueca de Henares, que descubrieron cómo dos personas la utilizaron para llegar a Guadalajara, acompañadas de otra persona en un turismo.

Una vez en Guadalajara, el conductor del turismo lo aparcó en una calle y se montó en la furgoneta, que partió hacia Cuenca por la carretera N-320 hasta que fueron detenidos por la Guardia Civil y trasladados hasta el cuartel de Azuqueca de Henares para determinar la procedencia del material intervenido.

Las piezas que fueron halladas en la furgoneta procedían al menos de siete vehículos distintos y, tras una minuciosa inspección ocular, se determinó que algunas de ellas correspondían a cuatro vehículos que habían sido robados en Alcalá de Henares y en Madrid en fechas pasadas.

Las investigaciones de la Guardia Civil también descubrieron que uno de los detenidos, de 46 años y vecino de Alovera, poseía una nave en la localidad conquense de Huete, en la que, en un registro posterior, fueron halladas piezas de 28 turismos y otro vehículo robado en un garaje propiedad del arrestado.

Según explica la nota, los detenidos robaban los vehículos, empleando grúas o forzando los bombines, en distintas localidades de las provincias de Madrid y Guadalajara, los desguazaban y almacenaban las piezas en la nave de Huete, desde la que eran desviadas al mercado negro.

Como resultado de esta Operación, la Guardia Civil ha esclarecido hasta el momento 33 robos de vehículos cometidos en de Alovera y Azuqueca de Henares, en Guadalajara, y en Alcalá de Henares, Camarma de Esteruelas y Madrid, en esta comunidad.


No hay comentarios :

Publicar un comentario