El undécimo mandamiento: Del PPSOE no te fiarás


Más allá de la postura personal de cada uno, la abrupta retirada por parte del Gobierno de Mariano Rajoy de la reforma de la Ley del Aborto, nos confirma una vez más, que el PP no es un partido político serio, y que gobierna para intereses contrarios a los de sus votantes.

Ha coincidido además, que la captura del “depredador sexual” de Ciudad Lineal, ha destapado la gran mentira en la que vivíamos la mayor parte de los ciudadanos en torno al supuesto endurecimiento de la legislación contra los pederastas. Ni existe la “pena permanente revisable”, ni el registro de pedófilos, ni nada. Grandes titulares y declaraciones, pero nada más. Da la impresión de que se ha jugado con los sentimientos, la solidaridad, y empatía espontánea de la mayor parte de la población, a raíz de casos como los asesinatos de Mari Luz o Sandra Palo.

La imagen grabada en el imaginario colectivo de un Partido Popular defensor de las clases medias, de los valores tradicionales, de la ley y el orden, de la unidad de España, de un partido de buenos gestores y gente honrada, ha ido cayendo en picado escándalo tras escándalo, desde la caída de Bankia, pasando por los sobres de Bárcenas, hasta el dejar hacer a Mas y al resto de separatistas que quieren destruir nuestra nación.

¿Para quién está gobernando el PP de Rajoy? Aparentemente Rajoy es el “niño obediente” que hace lo que le dicen “desde Bruselas” sin rechistar (aunque sea contrario y muy perjudicial a nuestros intereses nacionales), y que en aquello en lo que le dejan libertad, legisla como si fuera un partido de izquierda liberal.

Volvemos a constatar de nuevo el teatrillo bipartidista en el que cuando la derecha liberal llega al poder hace lo que la izquierda democrática no se atrevería a hacer gobernando, y cuando es la izquierda quién gobierna, se dedica a hacer leyes que la derecha no osaría aprobar. Es lo que hoy en día se denomina casta política o partitocracia, en definitiva, un espectáculo de marketing en el que las ideas y los problemas reales de los ciudadanos quedan relegados a un segundo plano.

En este esquema, trasladado al ámbito local, regional o nacional, cualquier tipo de voz independiente, disidente, o que se atreva a contradecir el monolítico discurso oficial, es atacado furibundamente, ya se llame (y por distintas razones), Rafael Ripoll o Juan Antonio Reig Plá.

El Voto al PP o al PSOE no es un voto útil, si no que es siempre, más de lo mismo, es decir, un voto inútil y estéril que no cambiará nada. Y entroncando con lo anterior, si algo habría que resaltar en las palabras del Obispo de la Diócesis de Alcalá, Monseñor Reig Plá, es que nos da la clave: el origen de los males de la sociedad actual radica en la servidumbre total a la ideología mundialista. El resto son botes de humo.

David Hernández Cogollo.
Delegado de España2000 en Alcalá de Henares

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada